sábado, 26 de noviembre de 2011

Huelva , Badajoz y Sevilla

La oscuridad y la velocidad convierten los tramos de autopista en algo hipnótico.

Salí del trance a las seis y media en el peaje de Las Cabezas de San Juan.


Conseguí amanecer una vez dejada a atrás Sevilla.
La jornada se adivinaba larga y tenía prisa por quemar etapas.


Después de la noche y de los paisajes industriales de las afueras de Sevilla me introduje en el verdadero otoño en Fuenteheridos, norte de Huelva.





Llegué a la base del primer milypico: el Cerro de San Cristobal, 900 metros, justo encima de Almonaster la Real.



Hay una señal de prohibición para quads y motos.

Pero sólo para quads y motos.
Me cortó el rollo y la subida tuve que hacerla rápidamente sin entretenerme demasiado porque el permiso de la ministra se me había quedado en casa.

El asfalto... un poco de aquella manera.


Casi arriba del todo.




El asfalto termina en aquella cancela.

Foto en lo más alto.


El techo de Badajoz no está lejos así que para allá me fui.
Pasé antes por Cortegana.


Y también, siempre dirección norte, por Cumbres Mayores.



El norte de Huelva, increiblemente verde.

Vamos hacia el Monasterio de Tentudía, 1112 metros y techo de Badajoz.


No presenta problemas. Su acceso es libre e incluso suben autocares.

Y gente rara.


No sé si esto es Huelva o es la inmensa Extremadura desplegándose casi sin fin.

La foto no hace justicia a las vistas. Pero el que quiera peces..










Se supone que estas carreterillas me acabaran sacando de Badajoz para devolverme, girando al sur, a la provincia de Sevilla.


Pero por lo pronto lo que hacen es sacarme del asfalto.




Sobre el terreno la vista impone un tanto, pero ya habia superado el punto de no retorno.



¡Una XT, mi reino por una XT!



Aparecía como un gran desnivel pero la fortuna sonríe a los osados.

Y les premia con la vuelta al asfalto.



Que gran tristeza estos lugares olvidados por todos y donde sólo habitan fantasmas.



Creo que le cai bien. No me quitaba ojo.

Y olía bien la jodía.




Nadie se ha preocupado de poner los carteles del límite provincial.

Pero algún momento habré salido de Extremadura porque el embalse de El Pintado ya está en la Sierra Norte de Sevilla.




Esto es un cadena de distribución y lo demás son tonterías.


El bosque y las dehesas se extienden sin interrupción entre Cazalla de la Sierra y Constantina pero la carretera no me dio la impresión de ser muy segura.

Muchas curvas y en los tramos sombríos parecía estar húmeda todavía a medio día.

Estación de Cazalla.




Constantina, base del último milylpico del día.

El Cerro Negrillo de 900 metros.


El hecho de que cerca de la cima haya unas instalaciones militares me llena de aprensión.

De todos modos creo que la cima es accesible, que hay unas instalaciones de la junta de Andalucía, unos campamentos o algo de eso.

Ya veremos.

De momento lo que veo es el radar de la base militar.



Pues va a ser que no.


Cancela cerrada y a tomar por saco.



Según la señal tenemos veintisiete kilómetros sin conocimiento hasta Extremadura.
Quizás en verano... con la XT



Y quizás también en verano abran la cancela.

Cerca de Constantina está el Cerro del Hierro.



Supongo que en este poblado vivirían antes los mineros.



Y que estas serían las oficinas.



Me llaman la atención las palmeras que le dan un ambiente muy africano.
Me imagino a los ingenieros ingleses manejando la explotación desde aquí con salacot y traje de lino.

Al fondo Cerro Negrillo, prohibido a infieles.



El sitio merece una visita pero con la ropa de moto, el casco y cargando con la bolsa sobredepósito...



Recuerda un poco a Las Médulas.









       El resto del viaje...

...pues eso



7 comentarios:

  1. Envidia me das socio, una xt no sé, pero si le haces un aupa a esas horquillas y te calzas unas mixtas me dá que el proximo post lo vas ha hacer rodando la muralla china

    ResponderEliminar
  2. Me encanta la originalidad de tus crónicas¡¡¡
    No cambies nunca¡¡ V´ss

    ResponderEliminar
  3. Como siempre unas fotos preciosas,y unas vivencias únicas,gracias y a por la proxima.

    ResponderEliminar
  4. Y yo echando una siesta en el sofa, si es que no
    tengo perdon de Dios.

    Llamame tio que luego me pongo de mala leche y me da envidia.

    Chulisima!!!!!!!! V´ss

    ResponderEliminar
  5. Frank, cada vez que la meto en un berenjenal de estos le prometo a la 550 que será la última vez. Pero la cabra tira al monte y la XT aún está lejos.

    Muy amable, Slow. Se hace lo que se puede.

    Edumph, la próxima no sé pero los últimos milypicos vamos a medias. Tenemos un trato.


    Destrodelto, gracias por tu comentario. Creo que me confundes con otra persona pero Vsss en cualquier caso.

    ResponderEliminar
  6. A ver si los últimos milipicos sirven de encuentro esta primavera....

    ResponderEliminar
  7. Muy buena ruta. Es alucinante como haces kilómetos a tu zephyr y la forma que tienes de contarlo...cojonudo!!!


    gumo

    ResponderEliminar